Vector Linux en un Compaq Armada E500

Tras comprobar que el rendimiento de Windows Fundamentals for Legacy PCs en mi Compaq Armada E500 era un tanto decepcionante, decidí darle una oportunidad a Linux para ver si podía conseguir un sistema realmente usable pese a su antigüedad y, dado que el portátil ya tiene unos añitos y yo era perfectamente consciente de que no podría -ni convendría- instalarle ninguna de las distribuciones de última hornada, inicialmente ya tuve en mente una especialmente orientada a PCs con pocos recursos : Vector Linux 6.0 Light Edition.

Logo de Vector Linux

La decisión ha resultado ser acertadísima porque -contrariamente a lo que pensaba- no he tenido problema alguno durante la instalación y para mi sorpresa el sistema de detección automática de hardware ha funcionado a las mil maravillas, siendo capaz de detectar una tarjeta PCMCIA de ampliación de puertos USB2.0 en la que tenía pinchado un adaptador D-Link DWLG122 para la red inalámbrica, que también ha sido medio auto-configurado bajo el interfaz de red wlan0 : impresionante.

Una vez finalizada la instalación, sólo he tenido que configurar el adaptador de red y escoger el navegador.

1. Configurando el adaptador de red :

– pendiente de redactar –

2. Escoger el navegador (Mozilla Firefox):

En el escritorio hay un icono denominado “Browser”. La primera vez que se hace doble click en él, aparece una pantalla en la que se puede seleccionar el navegador por defecto de entre las varias opciones que proporciona (Firefox, Opera …). Si seleccionamos Firefox, el propio navegador nos indicará que existe una actualización disponible y es aquí cuando hay que tirar de conocimientos de antaño, porque la instalación de aplicaciones no está automatizada.

3. Proceso para actualizar Firefox :

Al descargar la versión 4 de Firefox para Linux, ésta viene en un archivo con extensión .tar.bz2 que en mi caso he guardado en la carpeta /donwloads, carpeta que he creado expresamente para almacenar todas las descargas.

Lo primero que hay que hacer es averiguar dónde está instalado Firefox. Abrimos una consola (xterm) y tecleamos el comando siguiente :

locate firefox | less

Eso nos dará la ubicación donde reside Firefox y veremos que existe una carpeta con todos los binarios del navegador en /usr/lib y un script de lanzamiento denominado firefox en /usr/bin.

Nuevamente utilizando la consola, hacemos un cd /downloads y tecleamos  tar jxvf firefox-4.tar.bz2 para descomprimir el archivo descargado. Observaremos que se crea una subcarpeta denominada firefox.

Yo utilizo Midnight Commander (mc)  -un clon del Comandante Norton de toda la vida- para muchas de las operaciones con ficheros que hago en el sistema, como por ejemplo renombrar la carpeta “firefox” a “firefox-4.0” y moverla a /usr/lib.

En /usr/lib ya existe otra versión de firefox, localizada bajo la carpeta firefox-3.0.8. También existe un symbolic link (lo que sería un acceso directo) denominado “firefox” que apunta a la carpeta firefox-3.0.8, con lo que si hiciéramos un “cd /usr/lib/firefox” equivaldría a hacer un “cd /usr/lib/firefox-3.0.8“. Lo que hay que hacer es eliminar el symbolic link y redefinirlo para que apunte a la nueva instalación de Firefox mediante el comando :

ln -s /usr/lib/firefox-4.0 /usr/lib/firefox

que tecleamos en la consola. Por último, sólo queda revisar el script denominado “firefox” en /usr/bin : lo editamos con un editor de textos cualquiera y cambiamos cualquier referencia a /usr/lib/firefox-3.0.8 por /usr/lib/firefox.

La siguiente vez que iniciemos el navegador, estaremos usando la última versión y no la 3.0.8 que viene de serie.

4. Impresiones :

Realmente la distribución “vuela” en el vetusto portátil. El hecho de que se haya escogido icewm, un window manager de poco peso en comparación con un entorno completo de escritorio (como podría ser KDE o Gnome) es una decisión acertadísima por la soltura con que funciona.

Así mismo, a pesar de que la colección de software que equipa la versión Light de esta distribución es un poco “justita”, cumple perfectamente con lo esperado y siempre es posible instalar más paquetes utilizando la aplicación gslapt.

Anuncios

Sistemas operativos para móviles basados en Linux

Parece que los sistemas operativos basados en Linux están de moda en los nuevos dispositivos móviles o smartphones. A los ya existentes Android (que equipa terminales de fabricantes tan conocidos como HTC o Motorola) y Maemo (presente en los terminales de gama alta Nokia N900) hay que añadir Bada, el nuevo S.O. de Samsung que equipa el Samsung Wave.

Me pregunto por qué no podrán utilizar todos el mismo S.O. y deseo que el tema no acabe desmadrándose igual que ha sucedido con las distros de Linux, donde hay casi una distinta para cada habitante del planeta.