Harrison Ford se estrella en un campo de Golf al poco de despegar

Destacado

La noticia es del jueves 05/03/2015. A falta de conocer los detalles de la investigación por parte del NTSB (National Transport Safety Board) parece que el actor, de 72 años de edad, se las ingenió bastante bien para realizar un aterrizaje forzoso en un campo de golf cercano al Aeropuerto Municipal de Santa Mónica, del que acababa de despegar.

Foto del avión de H. Ford, estrellado en el campo de golf (c) Sean Fujjiwara.

Foto del avión de H. Ford, estrellado en el campo de golf (c) Sean Fujjiwara.

Por lo poco que he leído, yo diría que es muy buen piloto. Un fallo de motor en un avión equipado sólo con uno a baja altitud es la pesadilla de cualquier piloto, ya que las posibilidades de reacción se limitan bastante. Contrariamente a lo que se pueda pensar, en estos casos (fallo motor) cuanta más altura, más seguridad. Con altura de vuelo, uno puede intercambiar la energía potencial (altitud) por energía cinética (velocidad) y conseguir una senda de planeo mientras va pensando cómo y dónde aterrizar. En su caso la altitud era reducida, como lo eran las posibilidades de aterrizar sin matarse ni herir a nadie … y lo hizo.

Hay que tener en cuenta que el avión que pilotaba, un Ryan ST3KR, era un clásico de los años 30 -aunque el suyo parece que fue fabricado en 1942- y por lo tanto dudo que fuera equipado con sistemas de seguridad más modernos, como un paracaídas balístico que, dicho sea de paso, seguramente no hubiera servido de nada dado lo bajo que volaba.

Por mi parte sólo desearle que se recupere pronto (al parecer se ha roto la pelvis y un tobillo) y felicitarle por lo que, a falta de confirmación, seguramente ha sido un aterrizaje de emergencia magistralmente ejecutado. Por último y aunque suene manido, para mí está my claro que la “fuerza todavía le acompaña” 😉

Enlaces de interés :

Detalles de la noticia en Fox, El País, El Periódico, BBC Mundo.

Anuncios

El relato espeluznante de un mal día en parapente

Cuando tenía 18 años hice un curso de iniciación al parapente junto a tres amigos. Durante el curso volamos varias veces en solitario desde Áger y, aunque la experiencia global fue bastante buena, siempre tuve la sensación de que había demasiados parámetros incontrolables durante el vuelo y que algo siempre podía llegar a salir mal.

En fin, fuere como fuere, nunca decidí hacer los siguientes cursos de perfeccionamiento porque tuve el convencimiento profundo de que el riesgo al que los parapentistas se enfrentaban podía llegar a ser demasiado elevado.

Hoy, mientras hablábamos de estos temas durante el trabajo, un compañero de Indra me ha facilitado este enlace. En él se narra un día negro para un piloto de parapente que pudo incluso llegar a costarle la vida; el relato es tan espeluznante que creo que, de haberlo leído en 1.991, probablemente ni tan siquiera hubiera hecho el curso de iniciación.

Juzgarlo vosotros mismos 🙂

Muere el piloto acrobático Alex Maclean

El piloto acrobático Álex Maclean, conocido por ser uno de los participantes en la conocida Red Bull Air Race, ha muerto hoy martes en el aeródromo de Casarrubios, en Toledo, mientras trataba de recuperar el control de su avión que había entrado en una barrena plana.

D.E.P. Álex.

Enlaces sobre el suceso :

Red Bull Air Race Website, La Vanguardia, El Mundo, Microsiervos, 20 Minutos, El Mundo, La Razón

Suicida estrella una avioneta contra un edificio gubernamental en Austin, Texas.

Joseph Andrew Stack, de 53 años, estrelló ayer la avioneta que pilotaba, una Piper PA-28 Cherokee, contra una oficina de recaudación de impuestos en Austin, Texas. En la oficina trabajan unas 200 personas pero milagrosamente sólo ha habido dos fallecidos.

Todo indica a que el suicida había tenido problemas fiscales y como se ha visto, también mentales. Para más inri parece ser que era Ingeniero de Sistemas, así que otra noticia más que seguirá aumentando la fama de frikis y tarados que ya de por sí tenemos los que nos dedicamos profesionalmente a la informática.

Más información en : La Voz de Galicia, CNN, Clarín, ABC.

23 de Diciembre : día de los accidentes aéreos afortunados

Se dice que las desgracias nunca vienen solas y, a juzgar por lo sucedido ayer, qué verdad es. Afortunadamente no ha habido que lamentar ninguna pérdida humana :

El vuelo de Spanair 5042 de Barajas a Las Palmas se vió obligado a efectuar un aterrizaje de emergencia en Sevilla tras percatarse el piloto de una pérdida de aceite crítica en uno de los motores justo antes de iniciar el vuelo sobre el Atlántico. Los 185 pasajeros y 7 tripulantes no sufrieron ningún daño.

Un Boeing 737-800 de Ryanair con 129 pasajeros a bordo se salió de la pista en el aeropuerto de Glasgow-Prestwick debido a las malas condiciones climáticas y al hielo acumulado en el asfalto. Ningún pasajero sufrió daño alguno y fueron trasladados nuevamente a la terminal de “forma rutinaria”.

El vuelo AA331, procedente de Miami con destino a Kingston se salió de la pista justo después de tomar tierra; el fuselaje del aparato se partió por la mitad y 90 pasajeros (de un total de 145 y 7 tripulantes) resultaron heridos de diversa consideración.

Primeras conclusiones sobre el accidente del vuelo JK 5022 de Spanair, un año después.

Justo un año después del fatídico accidente del vuelo JK 5022 de Spanair ocurrido el 20/08/2008, la Comisión de Investigación apunta dos causas principales :

  1. Un fallo de los pilotos por no seleccionar la configuración de slats y flaps para el despegue.
  2. Un fallo técnico del sistema de advertencia de despegue (T.O.W.S o Take Off Warning System) por no advertir a la tripulación de que no se había seleccionado la configuración adecuada.

No es que yo sea un experto en la materia, pero considero el fallo cometido por los pilotos (1) como demasiado garrafal, aunque al parecer no es la primera vez que sucede como demuestra este enlace.

He jugado cientos de veces a simuladores de vuelo y nunca se me ha olvidado configurar los flaps para el despegue o el aterrizaje, así que considero que realmente es algo muy básico. Me parece increíble que un piloto profesional ponga el avión a acelerar por la pista sin haber configurado correctamente los slats y/o flaps y que dependa del TOWS para colocarlos en la posición adecuada. Vamos, que si por mí fuera, cesaría al piloto(s) inmediatamente.

La única duda que tengo es si la caja negra correspondiente (el FDR o Flight Data Recorder) es capaz de indicar con seguridad si el piloto activó los flaps o no. Si no tal vez tengamos que ir pensando en extrañas teorías conspiratorias para eludir responsabilidades por parte de la compañía …

Más información en :